El trabajo del escritor (1ra parte).


Muchos me han preguntado, ¿En verdad se puede vivir de la escritura? ¿No me moriré de hambre, si sólo me dedico a eso?

Muy bien, voy a ser completamente honesta con ustedes.

Si se refieren a vivir de publicar novelas, antologías y poemarios, mientras pasan el tiempo en una cafetería con una buena taza de café y/o té. La respuesta es no.

Esa clase de vida la consiguen muy pocos escritores, y la mayoría no pertenece a la sociedad de habla hispana. En los países anglohablantes se lee mucho, muchísimo, y por eso, los que se dedican a la escritura tienen más posibilidades para hacerse de un fondo de vida, que alguien que escribe en español.

Es lamentable, pero si de verdad aman escribir, olvídense de ese sueño anglosajón.

Por supuesto, no les estoy pidiendo que abandonen sus deseos de escribir, sino que encuentren alternativas para poder vivir de la palabra.

En este nuevo apartado, les voy a estar dando ideas de cómo pueden explotar laboralmente su talento, y encontrar trabajo para que no dejen de hacer lo que tanto les gusta.

Y como primera sugerencia de empleo, les dejo el siguiente consejo.

Escribe para pequeños negocios.

No les ha pasado, ¿Qué van a un restaurante y mientras están leyendo el menú, encuentran faltas de ortografía? ¿o de coherencia?

Muchas veces, las personas inician su negocio sin conocimientos en ciertas áreas, o con poco tiempo, para poder poner atención a algunos detalles. Por eso no es raro ver, que en cuanto a redacción, algunas personas necesitan ayuda.

Si conocen un sitio con esos problemas, ¿Por qué no ofrecen sus servicios?
Pueden ayudar a hacer folletos, menús, cartas de venta, notas de prensa, publicidad, contenido para la web y más.

No se pongan límites. Recuerden que si lo hacen bien, esa puede ser una buena carta de presentación.


Jess Castz

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Instagram

Metricool

By Jess. Con tecnología de Blogger.